Viaje en tren a Estrasburgo, en primera persona

Estrasburgo vista

Mañana inicio un viaje en tren a Estrasburgo que tenía planeado desde hace tiempo. Ya sabéis que desde diciembre de 2010 TGV-europe cubre trayectos entre España y una buena parte de Europa desde que entonces se inaugurara el paso transfronterizo que une a Figueres con Perpignán. Para ello, además, se estrenó la estación de alta velocidad de Figueres Vilafant que hacía de nudo ferroviario para las diferentes líneas de alta velocidad españolas dando así acceso a éstas a Francia.

Ciudades como Madrid, Zaragoza o Barcelona quedaban así conectadas con Perpignán, y desde ahí, grandes capitales francesas como Lyon, Montpellier, París o Estrasburgo, aparte claro está de las diferentes conexiones a capitales europeas como Amsterdam, Bruselas, Londres o Berlín, por citar algunas.

Un verdadero avance para quienes amamos el mundo ferroviario, sin duda alguna, pues pone a nuestro alcance la posibilidad de eludir el rápido pero frío avión para acercarnos y facilitarnos el transporte en el mucho más acogedor y nostálgico tren. Con esta modalidad además gestionar la reserva por nosotros mismos es realmente sencillo porque la web de TGV-europe.com es muy intuitiva.

Mañana me desplazo hasta Barcelona para, el sábado, tomar el tren que me llevará hasta Estrasburgo, cerca de la frontera alemana, en el Este de Francia, previa conexión en Montpellier. Serán casi 8 horas de tren con el breve lapso de tiempo del trasbordo mencionado. Sin embargo, es un tiempo que estoy seguro se me hará corto: la comodidad de las localidades que ofrece el TGV-europe, su casi total ausencia de movimiento, el encanto de avistar los paisajes franceses a través de la ventanilla, el servicio a bordo y la atención del personal, serán sin duda motivos suficientes para que ésto sea así.

Pude haber escogido cualquier otra capital francesa, es cierto, pero a Estrasburgo le he tenido siempre un especial aprecio, por su arquitectura, por sus aires alsacianos, por su riquísima gastronomía (no hay que olvidar que, por ejemplo, el paté de foie grás fue inventado aquí) y por ese especial aroma que tienen sus calles adornadas por los canales y sus terrazas siempre coloridas.

Os hemos hablado en SobreFrancia muchas veces de esta ciudad, contando detalles de sus monumentos y sus tradiciones, pero esta vez os quiero invitar a algo diferente: a que recorráis conmigo sus calles, a que os sentéis conmigo en una butaca del tren y compartamos juntos esta experiencia. Cada día, o cada noche (y espero que los medios informáticos del hotel escogido y del tren me lo permitan) os escribiré algo desde allí, contándoos mis peripecias, los rincones que vaya descubriendo, el viaje en el tren y toda la información práctica que pueda ir recabando de esta aventura.

Cada día iré colgando mi relato en la red. Podréis seguirme en el enlace que os pongo a continuación: experiencia personal en tren a Estrasburgo , donde iré poniendo sucesivamente los artículos, o bien a través de facebook en: facebook de viajemos en tren

Allí os espero…

Imprimir

Etiquetas: ,

Categorias: Estrasburgo


Comentarios (2)

  1. mauricio cohen dice:

    somos 4 adultos queremos visitar estrasburgo por dos noches y tres dias desde Paris
    cuales la mejo y rapida manera de hacerlo

  2. Celeste dice:

    Hola! Que precio tiene el billete desde Barcelona hasta Estrasburgo???

Deja tu comentario