El Bateau Mouche, crucero por el Sena

Bateau Mouche en el Sena

La Torre Eiffel, Notre Dame, el Louvre y… el Bateau Mouche. Los cruceros por el Sena se han convertido, sin duda, en uno de los grandes atractivos de París; una de las excursiones que casi todo turista que se precie suele hacer cuando viaja a la capital francesa.

Dejando a un lado lo turístico que resulta, sobre todo en temporada alta, en pleno verano, cuando los barcos van hasta los topes, estos cruceros por el Sena son una de las formas mejores que hay para conocer París desde su mismo corazón. Las aguas del Sena fluyen por toda la ciudad, atravesándola, y dejando a su paso, en sus riberas, los más conocidos monumentos. Es una forma relajada de ambientarnos y, al igual que se hace con los buses turísticos, tomar un primer contacto con la ciudad, motivo por el que es lo ideal hacer este tipo de cruceros en el primer día.

Bateau Mouche es el nombre con el que se conoce a los barcos que circulan por el Sena. Curiosamente, sin embargo, es un nombre que se ha generalizado pero que realmente responde a una única compañía, la más conocida, a una marca registrada por la Compagnie des Bateaux Mouches. Fue tal su éxito que el término “Bateau Mouche” acabó por extrapolarse a todos los barcos panorámicos que de forma descubierta, o bien, tras grandes cristaleras, permiten hacer y ver el recorrido que, generalmente lleva desde el principio de la Ilê de la Citè, cerca del jardín des Plantes, hasta los mismos pies del embarcadero junto a la Torre Eiffel.

Ese trayecto suele durar en torno a una hora / hora y diez minutos, aunque también cabe la posibilidad de incluir un almuerzo o una cena, en cuyo caso el paseo se alarga a algo más de un par de horas.

Es ésta opción la ideal para parejas; una manera íntima de disfrutar de la ciudad más romántica, y hacerlo de forma relajada disfrutando de la gastronomía francesa, servida en un entorno no menos romántico, en donde las mesas dentro del barco suelen ser para dos o cuatro personas. Además, suelen estar amenizadas con músicos que tocan temas muy tranquilos y muy conocidos. En este caso, si me dejáis daros una recomendación, os diría que escojáis la opción de la cena: es mucho más íntimo cenar en un Bateau Mouche, en el Sena, y a la luz de las velas…

Los precios van desde los 14 € a los que sale un crucero simple de una hora.

Podéis informaros y reservar en el siguiente enlace: “Cruceros por el Sena

Imprimir

Etiquetas: ,

Categorias: Paris


Deja tu comentario