- Sobre Francia - https://sobrefrancia.com -

Douarnenez, un destino en la costa de Bretaña

Douarnenez es un pueblo del departamento de Finisterre, en la bahía que le da nombre. Se encuentra al noroeste de Quimper y es un destino perfecto para los amantes de la pesca y de la naturaleza. Tiene magníficas playas y una gran biodiversidad marina que congregan turistas durante todo el año.

Además, para los nostálgicos, el Museo del Puerto alberga piezas antiguas de botes y barcos que fueron restaurados minuciosamente para devolverles el aspecto original. Abarca la mitad del muelle que rodea Port-Rhu y es un sitio sumamente recomendable para visitar.

La modernidad y el confort del siglo XXI también están presentes. Quienes deseen una jornada para eliminar el estrés y recuperar energías, el centro de spa cercano a Tréboul es el sitio ideal. Se trata de la zona más moderna, compuesta por un puerto deportivo y un complejo turístico.

La Isla Tristán (o Ile Tristan) se encuentra a pocos minutos de viaje desde la costa de Douarnenez. La leyenda cuenta que está originalmente relacionada con la historia de Tristán e Isolda (lo que da nombre a la isla). Un día de caminata basta para recorrer toda la isla, y en compañía de un guía turístico se puede conocer el fabuloso relato que envuelve a la pequeña porción de tierra en el mar.

Como decíamos, la pesca es una actividad clave en Douarnenez. La sardina es su pescado más famoso, y una gran industria de pesquerías y compañías conserveras funciona allí gracias a este pequeño animalito. Los mariscos y otros pescados también abundan en la gastronomía del lugar, típicamente bretona.

Durante todo el año se organizan diferentes eventos: el Festival de Cine, en agosto, el Festival de las Arts Dinent à l’huile, en verano y en invierno, los Festivales marítimos, que son bienales, y muchas otras actividades artísticas más.

Algunos monumentos imperdibles del lugar son eminentemente religiosos. La iglesia del Sagrado Corazón y la Capilla de San Juan, en Tréboul Sud, son los más destacados.

Foto Vía: Winches Club