El Castillo de Tennessus

El Castillo de Tennessus

Francia es hogar de innumerables castillos, cada uno de ellos dueño de un encanto que los hace únicos. Muchos de estos castillos son construcciones en ruinas, y otros permiten la visita guiada en el interior. Pero existe una tercera categoría en la que puede uno hospedarse y convertirse en rey y reina durante la estadía. Tal es el caso del Castillo de Tennessus.

También conocido como el Château de Tennessus, en francés, este castillo cuenta con habitaciones en régimen Bed & Breakfast (Alojamiento y Desayuno) y también con una opción para exigentes, en la Torre Oeste del conjunto.

Ofrece a sus huéspedes una gran piscina, un antiguo foso con agua en el que se puede pescar, y un escenario natural perfecto para relajarse y realizar paseos de todo tipo. La historia y la imponente arquitectura del edificio son, por sí solas, un factor de gran atractivo.

El Castillo de Tennessus fue edificado en el siglo XIV, y es una construcción ejemplar de su época. Además del ya mencionado foso para proteger los alrededores, cuenta con un puente levadizo, almenas y saeteras, desde las cuales los guardias se encargaban de mantener alejados a los enemigos.

En la actualidad, el castillo es propiedad de una familia de origen inglés, quienes se han preocupado por restaurarlo y redecorarlo siempre manteniendo su estilo medieval. Así, el edificio combina el encanto y la magia del Medio Evo con la comodidad y el confort necesarios para disfrutar de unas vacaciones inolvidables.

La emblemática Torre Oeste fue acondicionada y actualmente es posible alquilarla a modo de apartamento. Hasta cinco personas pueden hospedarse en su interior, a partir de los 6 años de edad.

Información práctica

·Precios: 1250 € por semana, desde el sábado a las 17 hs. hasta el sábado siguiente, a las 10 hs.

Foto Vía: Trip Advisor

Tags:

Imprimir



Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top