Belcastel de Aveyron, un tesoro del Medievo

Castillo de Belcastel

La comuna francesa de Belcastel está situada en el Departamento de Aveyron, región de Mediodía-Pirineos, y puede presumir de ser una de las comunas más hermosas de Francia. Por ello se le atribuyó la categoría de “Les plus beaux villages de France”.

Cualquiera puede apreciar este dato si se deja caer por el precioso pueblo medieval rodeado de bosques de castaños, y es que el encanto del Medievo parece estar presente en cada piedra, en cada casa y cada puente de la zona.

Entre el conjunto total del núcleo urbano destaca el Castillo. Un vigía abrumador aposentado en las alturas, recorriendo con su privilegiada vista las medievales calles de la comuna. El majestuoso castillo está flanqueado por 6 enormes torres que le otorgan mayor sensación, si cabe, de omnipresencia.

En los albores de su creación, allá por el siglo IX, este castillo no era más que una pequeña capilla, fue con la llegada del Conde Belcastel, en el siglo XI, cuando se decidió crear una fortificación más amplia que protegiera todas las casas de la comuna.

El precioso castillo pasó varios siglos de esplendor pero en el siglo XIII su entonces dueño se marchó a las cruzadas en Tierra Santa y jamás regresó. Fue momento entonces de que su lugar fuera ocupado por la familia Saunhac que lo restauró construyendo además, entre otras cosas, el famoso puente medieval de la comuna y la iglesia, ambos del siglo XV y muy bien conservados.

Con el paso del tiempo la familia Saunhac desapareció del mapa, dejó el castillo y simplemente se fue. La fortaleza se quedó indefensa y desvalida ante los continuos saqueos realizados durante los siglos posteriores. Finalmente François Pouillon se fija en este adorable pueblo de Francia y en concreto en su preciosa fortaleza y decide que debe restaurarla para que vuelva a poseer su brillo inicial.

Fue entonces en 1950 cuando se comenzaron las obras de restauración que permitirían la posterior apertura del castillo a todos los actos festivos del pueblo y a varias galerías de arte, dotando así de mayor interés cultural la pequeña villa francesa.

Foto vía: whispers-shadow.over-blog.com

Tags: ,

Imprimir



Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top