El Museo Jacquemart-Andre, en Paris

Museo Jacquemart-Andre

Salón principal de la mansión Jacquemart-André

Durante toda una vida dedicada a las artes, Édouard André y Nélie Jacquemart decidieron fundar un museo para exhibir su extensa colección privada. El lugar elegido fue su propia mansión de París, edificada entre 1869 y 1875, y así edificio y obras artísticas fueron donadas al Instituto de Francia.

En 1913, se abrieron las puertas del Museo Jacquemart-André, en el interior de su antiguo hogar. Allí, la decoración se mantiene intacta y en el aire se respira la atmósfera en la que habitaron dos personas que amaron las artes y que nos legaron sus magníficos tesoros.

La colección se divide en Pinturas Francesas, Pinturas Holandesas, el Renacimiento Italiano y Mobiliario y objetos de arte.

Fue Édouard André quien conformó el acervo de pinturas francesas que hoy se encuentran en el museo. Estas piezas, todas datadas en el siglo XVIII, cobraron gran relevancia, y durante un período estuvo de moda entre los coleccionistas incluir al menos una de ellas en sus hogares.

Fue André quien asesoró a muchos de estos coleccionistas, con su buen gusto y juicio, a la vez que constituyó su propio conjunto de obras que incluyen a Nattier, Vigée-Lebrun y Fragonard entre sus principales exponentes.

Como consecuencia de su pasión por las pinturas francesas, André también hizo extensiva su admiración a las pinturas holandesas, que tanta influencia tuvieron en las primeras. Piezas del siglo XVII de maestros flamencos y holandeses forman parte de un magnífico grupo que se expone en la biblioteca familiar.

La colección italiana es sin dudas la más impresionante. Reúne obras del Quattrocento y es resultado del gusto de André tanto como de Nélie Jacquemart. Venecianos como Bellini y Mantegna y los florentinos Ucello, Botticini, Bellini y Perugino son los protagonistas de esta sala.

Finalmente, el mobiliario de los períodos de Luis XV y Luis XVI configura un verdadero regreso a la historia. Tapicería, laca china y otros preciados objetos orientales dan al museo una apariencia encantadora y son además verdaderas joyas de colección.

Información práctica

  • Dirección: Boulevard Haussman 158 – París
  • E-mail: message@musee-jacquemart-andre.com
  • Cómo llegar: en metro, estaciones Miromesnil o Saint Philippe du Roule; en autobús, líneas 22, 28, 43, 52, 54, 80, 83, 84 y 93.
  • Horarios: todos los días, de 10 a 18 hs.
  • Entrada: 10 euros.
  • Web Oficial: www.musee-jacquemart-andre.com.

Foto Vía: Simon&Baker

Tags: ,

Imprimir



Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top