La Basilica de San Denis, visita en París

La Basilica de San Denis

La basílica de San Denis, o Basilique St. Denis, se encuentra en el suburbio del mismo nombre, en la parte norte de París. Durante muchos siglos, se la utilizó como el sitio en que se enterraban los restos de los soberanos franceses. Esto ocurrió entre principios del siglo XI hasta el año 1789, en que estalló la Revolución.

Sin olvidar el interés histórico de su cripta, la riqueza arquitectónica de esta iglesia es un aspecto invaluable. Desde que fue edificada, entre los años 1136 y 1144, fue decorada y rediseñada en sucesivas ocasiones. Es una excelente muestra del estilo rayonnant, y una de las más antiguas. También destaca por haber sido uno de los primeros monumentos en incorporar detalles góticos en su ornamentación.

Los orígenes de la Basílica de San Denis surgieron de la idea del Abad Suger de San Denis de fundar una iglesia colosal, capaz de superar a todas las conocidas en ese entonces. Con estos objetivos fue que se inició la construcción de una estructura gótica, con altísimos techos decorados.

Lamentablemente, de la edificación original quedan muy poco en pie. Como decíamos, el estilo rayonnant reina en esta basílica, ya que un siglo después de que fuera erigida por primera vez debió ser reconstruida. Esto ocurrió en 1231, cuando se añadieron ventanales de vitreaux, una ventana con forma de rosa en la fachada y columnas talladas con forma de estatuas.

En la Abadía de este conjunto es que se enterraba a los reyes de Francia junto con sus familias. Durante la Revolución, las tumbas fueron profanadas y los restos enterrados en fosas comunes.

Varios de los mausoleos reales son en verdad fascinantes por su complejidad. Además de la cripta, el transepto, el coro y el deambulatorio también funcionan como un museo en que se muestran los monumentos a la memoria de reyes y servidores.

Por su importancia histórica y por su incomparable belleza y magnificencia, la Basílica de San Denis es un sitio que no puedes dejar de admirar.

Tags: , ,

Imprimir



Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top