Recorriendo las regiones de Francia

Más de 65 millones de habitantes. 543.965 km2. 21 regiones en la Europa continental, más Córcega más 4 de ultramar. 8 departamentos. Y, sin embargo, Francia es fácil de recorrer. Por su modernidad, por su avanzada y organizada red ferroviaria; por los trenes de alta velocidad y las autopistas.

Regiones de Francia

Cada región de Francia tiene su propia idiosincrasia, marcada por su Historia y su arquitectura, por sus costumbres, o su gastronomía, por sus dialectos, por su música. Elementos diferenciadores que han hecho de Francia un país rico culturalmente y digno de visitarse con detenimiento.

– El distrito centro destaca, como no, por el encanto de París y la Ile de France. La capital del amor por excelencia, París es un lugar donde puedes encontrar todo aquello que busques; desde museos, como el Louvre o el Centro Pompidou, hasta barrios famosos como Montmartre, lugares históricos como el cementerio de Pêre Lachaise, o monumentos universales como la Torre Eiffel.

– El Languedoc Rosellón tiene en Carcassonne la ciudad más bella. Tierra de olivos, nostálgica, brillante y colorida. tanto que en ella se refugiaron insignes pintores como Matisse. Colliure, Nimes, Pont du Gard
Los Pirineos, paisajes montañosos que se extienden desde el Atlántico por toda la frontera con España, dejando lugares tan turísticos como Bayonne o Biarritz, pero sobre todo, Lourdes, centro de peregrinación más importante de toda Francia.

– La Provenza y la Costa Azul nos llena de lujo, de elegancia, de diversión y modernidad. De playas maravillosas. Lugares como Montecarlo, Niza o Cannes nos llevan a imagenes de cine y a alta sociedad. Pero junto a ellas conviven ciudades históricas como Aviñón o Arles.

Aquitania y Poitou. ambas regiones se extienden limitando con el Atlántico. Una costa arenosa como la que nos ofrece el puerto de La Rochelle y dos ciudades fundamentales que no podemos dejar de visitar en esta zona: Burdeos y Poitiers.

– El Valle del Ródano y los Alpes Franceses. Lyon es la segunda ciudad más grande de Francia, en los comienzos del Ródano. Pero no sólo podemos encontrar bellísimas ciudades, sino también las maravillas naturales que nos ofrecen la cadena montañosa de los Alpes, con ciudades como Grenoble.

– Perigord y Gascuña, donde destacaríamos Toulouse, la mayor ciudad de la región. Es quizás la región más tranquila y nostálgica de toda Francia, donde sus paisajes se dibujan por el trazado de los ríos Dordoña, Lot y Tarn.
El Macizo Central, compuesto por las regiones de Auvernia y Lemosín, está repleto de volcanes aunque ya extinguidos y lagos. Es quizás una de las regiones menos conocidas fuera de Francia. La zona más natural y abrupta es Gorges du Tarn.

– Borgoña y el Franco Condado por contra están llenas de vida. Lagos, montañas, cascadas, un lugar perfecto para el senderismo. La ciudad más destacada es Dijon.

– La zona del Loira está repleta de castillos renacentistas maravillosos. Un grito de llamada a la Belle Epoque y el renacimiento. Tours, Orleans, o la espléndida Chartres, famosa por su catedral.

– Bretaña destaca por sus playas. Un rincón de leyendas y mitología. Preciosos pueblecitos pesqueros y muchos restos megalíticos hacen de Bretaña un entorno muy familiar y tranquilo. Carnac, Quimper, y las exquisitas crèpes que se comen por aquí.

– Normandía se divide en la Alta y la Baja Normandía. Un lugar desgraciadamente enlazado en la Historia con el día D, el desembarco de la Segunda Guerra Mundial. Playas que no hay que dejar de visitar y recorrer la tempestuosa costa y sus acantilados hasta llegar a uno de los sitios más bellos de toda Francia: Mont St. Michel. Pero también tenemos a Ruán, a St. Maló

– Dejamos atrás los acantilados y la zona de Dunkerque para adentrarnos en Francia hacia el Norte donde se encuentra el paso de Calais y la región de Picardía donde se puede hacer la ruta de las catedrales góticas, como la de Amiens, la mayor de Francia.

– La región de Champaña es famosa, sin duda, alguna por sus vinos espumosos, así que no podemos marchar de aquí sin antes haber visitado una de sus bodegas. Pero tal y como ocurre en Picardía, hay una serie de catedrales góticas en Champaña dignas de verse, como la de Troyes. Entre las ciudades más destacadas no debemos olvidarnos de Reims.

-Las dos regiones de Alsacia y Lorena son las más “alemanas” de todas las regiones francesas, obviamente por su cercanía con las fronteras con Suiza. Es una región rica en viñedos, muy bella en paisajes, y una arquitectura muy pintoresca, típica centro-europea, elaborada en madera. Su ciudad más famosa es Estrasburgo.

Francia

¡Descubre Francia con nosotros!

Tags:

Imprimir


7 comentarios

Comments RSS

  1. Carlos dice:

    Hola por favor me mandan la gastronomia de Strasburg y lod vinos y quesos

  2. alejandro dice:

    porfavor me pueden enviar la ubicación en el mapa de PAYS de la loire. y sus comidas tipicas. gracias

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top